¿Reparación o Comprar?

La gran duda que se plantea una persona cuando tiene cualquier aparato estropeado es si tirarlo y comprar uno nuevo o merece la pena repararlo. Bien, todo dependerá de los años del aparato, el estado del mismo, y el precio de uno nuevo.

Pongamos un ejemplo: una lavadora Bosch, que nos costó 450 € hace 8 años y detectamos que tiene una avería la cual supone 90 €, ¿merece la pena arreglarla? Dependerá del uso que la hemos estado dando, no es lo mismo ponerla 1 vez cada 2 días que ponerla 2 veces a diario.

Vamos al ejemplo de un Termo eléctrico: ¿merece la pena que venga un fontanero profesional a repararlo? Un termo eléctrico es más fácil de determinar, si gotea por el propio termo, habrá que sustituirlo seguro, si por el contrario, tiene cualquier otra avería, podrá ser reparado siempre y cuando no llegue a tener más de 10 años, donde tendremos que contactar con un fontanero pero para que lo cambie.

Hay que tener en cuenta que nuestra Sociedad cada año es más consumista, y nos ”educan” a usar – tirar. Hay que luchar contra esta cultura y reparar más, las grandes marcas quieren que compremos continuamente y al final es lo que van a conseguir, que vivamos para comprar continuamente artículos nuevos y tirar los antiguos.

Espero que os haya servido este artículo, puedes dejar un comentario y decirnos tu caso para poder discutirlo. Hasta el próximo artículo …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *